Bromas de terror

Personalmente no es el humor que más me gusta, pero este vídeo que aquí os presento tiene ya más de 12 millones de visitas en poco mas de 7 meses. Aunque todos parecemos verlo muy normal, la realización de estas bromas de terror, puede tener más peligro de los que creemos. Me explico:

¿A nadie se le ha ocurrido pensar que pasaría si algunos de los transeúntes que vemos en estos vídeos se revolviera en contra de los bromistas? y más allá… ¿si la persona que se revolviera fuera un especialista de artes marciales o, por qué no, alguien que los “tiene muy bien puesto” y le hiciera algo a los bromistas?

Precisamente era algo que estudiamos en la facultad de derecho y que se llama el error de hecho. El error de hecho, es el que se produce cuando las cosas no son lo que parece, vamos que existe un grave error en la creencia de lo que está sucediendo. Si podríamos haber sabido que estábamos ante dicho  error se llamaría error vencible  y se reduciría la pena impuesta y si error fuera invencible, nos exonerarían de responsabilidad.

Sobre el ejemplo concreto de este vídeo:

Si uno de los muchos payasos que aparecen repartiendo tortas a diestro y siniestro, fuera machacado por un transeúnte enfadado y le produjese daños, habría que preguntarse si dicho transeúnte podría haber sabido que era una broma. Si eso de demostrase, se reduciría la pena por daños. Sin embargo, todos, por sentido común, nos damos cuenta que es muy difícil reconocer que estamos ante tal tipo de broma, por lo que si por desgracia -no lo quiera Dios- un transeúnte normal pegara a uno de estos bromistas y lo matara no tendría responsabilidad penal, que sí cargo de conciencia por culpa de las dichosas bromas.    🙁

Que es parecen las bromas de terror? Tenéis alguna experiencia que compartir, dejad vuestros comentarios…     🙂