Caso Pujol

Hablabamos el otro día sobre sobre el secreto bancario.  Hoy le toca el turno a estudiar a una familia que está dando mucho que Hablar:

Los pujol

El Gobierno y los centros de poder han entrado en pánico ante la posibilidad de que Jordi Pujol haga uso de los dossiers que guarda si los miembros del Clan Pujol pisan la cárcel. El ex president de la Generalitat dispuso de un servicio de inteligencia conocido como los “Pata Negra” formado por ex agentes del entonces CESID que elaboraron informes durante años sobre las redes de corrupción, escándalos y sus ramificaciones en todo el Estado español. La filtración de los dossiers haría tambalearse la democracia.

El ex molt honorable, Jordi Pujol, ya hizo un amago durante su comparecencia en el Parlament catalán, el 25 de septiembre de 2014, cuando al ser interpelado sobre el origen de su fortuna que atribuía a la herencia de su padre, y ante las dudas de algunos diputados, manifestó que si ponía en marcha el ventilador se iba a armar gorda.

 

El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata acordó ayer la entrada y registro en el domicilio particular del ex presidente catalán Jordi Pujol Soley y de su mujer Marta Ferrusola en Barcelona, después de que la Fiscalía Anticorrupción haya encontrado “anotaciones manuscritas” de esta última que revelan, a su juicio, su control directo sobre la fortuna familiar en Andorra.

El auto mediante el que el magistrado acordó los registros en la casa de veraneo del matrimonio en Queralbs y en el despacho particular del patriarca del clan catalán, al que ha tenido acceso EL MUNDO, considera “significativa la mención manuscrita que consta en uno de los documentos aportados” por las autoridades andorranas. Concretamente en la “hoja de solicitud de operaciones en cuenta”.

Tras la detención de Jordi Pujol Ferrusola, conocido como Júnior, la casa en la que se criaron los siete hijos del matrimonio ha vuelto al foco mediático. La casa de la familia Pujol en la popular ronda General Mitre, en Barcelona, ha pasado de ser la vivienda del Molt Honorable President a ser uno de los domicilios de Barcelona más visitados por la policía en los últimos años.

 

Marta Ferrusola, la esposa del expresident Jordi Pujol, llevó la batuta en la gestión de la fortuna familiar oculta en Andorra. Así lo cree el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata en el auto del caso Pujol en el que ordenó el registro de los domicilios de la pareja, en Barcelona y en el Pirineo catalán. Una “mención manuscrita” que aparece en un nuevo documento aportado por la Fiscalía Anticorrupción permite atribuir a la matriarca “la disposición de los fondos de la familia Pujol Ferrusola hasta la fecha en que se procedió por todos y cada uno de ellos a la apertura de las cuentas”.

El juez sitúa así a Marta Ferrusola al mando de la fortuna andorrana en su misma génesis y antes de que el hijo mayor, Jordi Pujol Ferrusola, se hiciera cargo a principios de los años 90 de gestionar el patrimonio familiar. El primogénito permanece desde el martes en prisión provisional por evadir 30 millones de euros en plena investigación.